Susie

Susana se dedica a la limpieza de casas particulares. Es madre de dos hijos.
Uno de ellos tiene una enfermedad que hace que su cuidado sea especial. En cualquier momento ella tiene que estar disponible por si pasa algo y no hay nadie que la ayude. Con lo que buscar un trabajo con el que pueda compatibilizar los horarios es más complicado.
El confinamiento ha impedido que pueda seguir trabajando y ha tenido que recurrir a la ayuda de los servicios sociales. Aunque su situación es muy complicada, a Susie nunca se le borra la sonrisa y no ha perdido la energía para ayudar a los abuelitos de su comunidad. Ella se ha encargado de hacerles la compra y de ir a buscar a la farmacia lo que necesitaban. Como además tiene el diploma de costurera ha estado haciendo mascarillas para sus vecinos.
Gracias Susie. Gracias por ser un ejemplo de fortaleza y de positividad.
Esperamos poder devolverte un poquito de todo lo que tú das cada día.

Susie